Remedios naturales

Efectos del tabaco en la salud

Por  | 

Algunas personas piensan que fumar es algo inofensivo, hasta el momento en el que sufren graves consecuencias. No conviene olvidar que el cigarro está compuesto de una gran cantidad de sustancias tóxicas que afectan a los órganos del cuerpo. A largo plazo, pueden provocar graves enfermedades como cáncer, por ejemplo.

Además unos de los efectos del tabaco es que reduce la esperanza de vida, fumar es uno de los vicios que provocan más muertes en todo el mundo. El cigarro acorta la vida de sus consumidores, y puede igualmente poner término a la juventud. En efecto, en un estudio reciente, se ha demostrado que el cigarro puede suprimir hasta 10 años de vida y deteriorar muchos órganos, pero igualmente acelerar el envejecimiento de la piel y del organismo.

Según los datos de la Organización Mundial de la Salud, seis millones de personas mueren cada año por enfermedades relacionadas con el tabaco, de los cuales 5 millones son fumadores activos, y un sillón son fumadores pasivos. El tabaquismo es una adicción que deteriora la salud en general, y que provoca más muertes por año que el virus del SIDA, el alcohol y las drogas ilegales.

efectos del tabaco en la salud

¿Qué ocurre cuando se fuma?

Los efectos del tabaco van desde aumentar el riesgo de desarrollar enfermedades cardíacas, accidentes cerebrovasculares, enfisemas, o enfermedades pulmonares obstructivas comunes, como bronquitis, cáncer de pulmón, de esófago, de páncreas y de piel. En un estudio realizado por científicos americanos, canadienses y británicos, se ha determinado que una persona fumadora puede perder hasta 10 años de vida.

Este estudio publicado en una revista científica ha sido realizado con la finalidad de determinar exactamente los peligros del tabaco, y los beneficios de dejar de fumar. Para llevar a cabo este estudio, los científicos han reunido los datos de más de 217 000 personas adultas de los Estados Unidos, entre 1997 y 2004.

Entre estos datos, se ha podido descubrir que la tasa de mortalidad de una persona fumadora es tres veces superior a la de una persona que no fuma. Una gran parte de estas muertes fue provocada por enfermedades relacionadas directamente con el consumo de tabaco.

El estudio también ha permitido determinar que las personas que no fuman tienen dos veces más posibilidades de vivir hasta los 80 años, con relación a las personas fumadoras. El tabaco no sólo afecta a las personas mayores, sino igualmente a las que tienen una edad media.

La buena noticia es que este estudio ha podido determinar que las personas que dejaron de fumar a tiempo, han podido ganar 10 años de vida. En efecto, las que dejaron de fumar entre los 25 y los 34 años, entre los 35 y los 44 años, y entre los 45 y los 54 años, ganaron respectivamente 10,9, y 6 años de vida.

¿Se puede dejar de fumar?

Fumar es un hábito que es difícil de dejar, pero no imposible. Dejando el cigarrillo, muchas personas pueden sufrir ansiedad, o síndrome de abstinencia, lo que les empuja a pensar que es imposible plantearse dejar de fumar. Sin embargo, con voluntad y un espíritu positivo, es posible dejar de fumar sin verse obligado a tomar a retomar el intento varias veces.

Si estáis motivados para dejar el cigarrillo, debéis tomar nota de los siguientes métodos.

Dejar de fumar de golpe

Posiblemente se trate de los métodos más difíciles de aplicar, pero es el más eficaz. Dejar de fumar bruscamente ofrece excelentes resultados, y detiene directamente los efectos negativos del cigarrillo.

Dejar de fumar progresivamente

Si no os sentís capaces de dejar de fumar de la noche a la mañana, se puede reducir progresivamente la cantidad de cigarros que se fuman a diario, hasta dejarlo del todo.

Los sustitutos de la nicotina

Los métodos alternativos a la nicotina consisten en una serie de productos que reemplazan la nicotina presente en los cigarrillos. Estos productos pueden ser parches, chicles, sprays nasales. Es un método excelente para dejar de fumar.

La acupuntura

Se trata de una técnica tradicional, procedente de la medicina china, que puede ayudar a controlar las ganas de fumar. Es un método relajante, y puede ser de gran ayuda para las personas que desean dejar el tabaco definitivamente.

1 Comentario

  1. Pingback: Consejos para tener siempre un buen aliento

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *